lunes, 1 de junio de 2009

PIONEROS: 5ª PARTE

El Apoxyomenos de Lisipo rompe definitivamente con la bidimensionalidad. La estatua deja de comportarse como un cuadro o un relieve, sale de su plano vertical y avanza hacia el espectador. Su contemplación plena sólo es posible desde varios ángulos: nace la escultura tridimensional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada